Patricia Suárez / Agua y Aceite
Índice de Artículos
Patricia Suárez / Agua y Aceite
página 2
página 3
página 4
página 5
página 6

Varias horas después. Todos los paquetes con comida han sido abiertos y devorados. Caty muy angustiada va y viene.

PAULINA (con un sandwich): ¿Llamaste a los hospitales? ¿A todos? Ah, qué angustia, qué angustia. Eso me abre el apetito. Yo no soy de buen apetito, como como un pajarito... pero de pronto. Después de todo, Rubén es mi hijo. Era mi hijo. Un mal hijo, pero es lo que me mandó el cielo, porque yo lo crié sacrificándome como una bendita.
CATY: No hable más, Paulina. Se lo ruego. ¡Estoy tan preocupada!
PAULINA: No es nada, se habrá entretenido por ahí. El es muy mujeriego. Le hacen ojitos y se va atrás de cualquiera. Roguemos que no le haga un hijo... ¡pero Rubén va a ser un padre perfecto, estupendo, yo le inculqué esos valores desde que era pequeño! Yo, porque si era por Salomón –que en paz no descansa- el niño me salía un calavera. La familia es lo primero en la vida de un hombre, lo más importante: primero, la madre, y después el resto de la familia, así le decía, pobrecito Rubén. ¿Llamaste a la morgue? A lo mejor está en la morgue, Dios no lo quiera. Maneja como un loco el coche, yo por eso no me subo más con él. A Dinah le hizo agarrar asma bronquial del susto. Ella era mala también, lo buscaba y lo peleaba. Pero... así le fue a Dina, el carácter que tiene. Seguro que Rubén está en la morgue, sí. Ay, me palpita acá.
CATY : ¡Basta, cállese!
PAULINA: No te pongas mal, pobrecita: te entiendo. La viudez es algo tan feo. Yo no sé por qué no me mato y voy y le hago compañía a Salomón en el cielo. Aunque si voy al cielo y me lo encuentro a mi marido, seguro que revivo enseguida. Estoy yo, querida. Podés apoyarte en mí, te ayudo a criar el niño... De verdad te lo digo, te podés venir a mi casa, yo te ayudo. Yo estoy solita, no hago nada y para mí una criatura en la casa es una alegría... ¿Cómo lo vamos a llamar? ¿David, Daniel, Simón...? No, Simón es muy judío.
CATY: Rubén quería llamarlo Alex.
PAULINA: ¿Alex, qué es eso? Qué locura. Cuándo vendrá una idea cuerda de esa cabecita. Abel, Abel, mejor. ¿Te gusta?
CATY: No sé. No puedo pensar. Tengo tanto miedo de que... que él... que... esté... no puedo ni decir la palabra.
PAULINA: Muerto. Decílo, así una se va acostumbrando. En la paz del Señor. Finado, hecho.
CATY: ¡Paulina, cállese! Usted es un monstruo.
PAULINA: No, querida, no te exaltes. Pasame aquella croissant. Los nervios me tienen loca. No, no. La bandejita pasame mejor. Así no te molesto a cada minuto. Gracias. Pasa que vos creés que la muerte física es el fin de todo.

Caty llora.


PAULINA: No, no, no. No es el final. Está la muerte espiritual, que llega antes. Es cuando te enterás que tu marido se bambolea por ahí con otra. Entonces sufres primero, pero después lo matas. Te habla y no le contestas, haces como que no existe. A veces hasta miras a través de él, igual que un fantasma. Le cocinas cuando tienes ganas; sino, le indicas con el dedo: Allí hay una fonda: come en la fonda y muérete. Pero ya está muerto él, y por eso el día que muere el cuerpo físico no sientes nada, nada, y disfrutas de ir toda vestida de raso negro al entierro. Que se rasgue las vestiduras su abuela. Y lloras como una castañuela.  Lloras como dicen ustedes las católicas, como una Magdalena. ¿Comprendes?
CATY: Yo no soy católica.
PAULINA: Ah, ¿no?
CATY: No, ya le dije que no.
PAULINA: Creí que habíamos quedado en que sí.
CATY: Por favor... le suplico, Paulina. Váyase.
PAULINA: ¿Y dejarte así? No, no. Mira, llama a la policía de nuevo. No te agites tanto, le hace mal al bebé. La policía te dirá que no tiene novedades. ¿Cómo va a tenerlas si mi hijo debe andar de farra por ahí con alguna cualquiera? ¿Le conociste a alguna cualquiera? No tiene por qué ser una prostituta profesional, puede ser una compañera de oficina, una secretaria de esas que se acuestan con el jefe por distracción...
CATY: No, no. El me es fiel.
PAULINA: Rúbele te era fiel.
CATY: Una vez me habló de una amiga suya. Denise.



 

Zona Moebius
Año 7
febrero 2009

 

 

Etapa anterior
Archivo 2003 / 2008

 

 

 

Free template 'Colorfall-oliva' by [ Anch ] Gorsk.net Studio. Please, don't remove this hidden copyleft!