Trampas en la historia
Iria Puyosa

Los personajes principales de Ararat tienen algo en común: necesitan entender su propia historia. Tarea difícil. Egoyan nos muestra que el significado de la historia no depende de los hechos sino del tamiz que se usa para examinarlos.
Sutilmente, sin perder el tono dramático, Egoyan critica las mistificaciones de los espectaculares drama históricos producidos por Hollywood. Edward Saroyan está rodando una película sobre el genocidio contra los armenios. El Monte Ararat puede verse al fondo mientras la acción ocurre en Van, uno de los pueblos arrasados por los

turcos en 1915. Ani, una historiadora contratada como asesora para la película, se sorprende ante el decorado: es imposible ver el Monte Ararat desde Van, cientos de kilómetros los separan. A los espectadores les gustará ver el monte, advierte Rouben, “es tan simbólico”. La tarea de Ani es ayudar al guionista a incorporar al pintor Arshile Gorky al drama de Van, como un niño héroe.

A lo largo de Ararat, como contrapunto a la espectacularidad de la película de Saroyan, veremos aparecer a un entristecido Gorky trabajando en la obra El artista y su madre. Ese cuadro aparece también en otros momentos importantes en los tres planos espacio-temporales que componen la película: los eventos históricos “reales”, la película de Sayoran y el drama familiar de Ani. Los sucesos que rodean el cuadro El artista y su madre parecen representar la incomprensión del significado del trabajo artístico por parte de la mayoría del público.


Los tres planos espacio-temporales de Ararat se entrecruzan en un montaje eficaz, permitiendo al espectador seguir la trama sin excesivo esfuerzo, a pesar de la complicación adicional de que varios actores desempeñan dos roles. Trabajo acertado de Susan Shipton, quien se está especializando en películas con historias entrecruzadas y/o varios planos temporales (Felicia's Journey, Exotica, The Sweet Hereafter, y Possible Worlds). La música de Mychael Danna y el sonido de Steve Munro y Ross Redfern resultan esenciales para mantener la coherencia de la película.

Los fallos en esta película se encuentran en el guión. Hay algunas inconsistencias, como el desconocimiento que muestra el inspector de aduanas David con respecto a la película de Saroyan, en la cual actúa su yerno Ali. Algunos personajes no se desarrollan plenamente, como el mismo David, Ani y Saroyan. Los detalles mas significativos de los personajes de Ararat se muestran en los flashbacks que se insertan durante la conversación entre Raffi y David. No obstante, es durante esta crucial secuencia cuando el espectador siente que la trama esta incompleta. Evidentemente, Raffi tiene razones para ocultar y tergiversar información. Pero, la sensación de incompletitud no se debe a aquello que Raffi no puede decir. La impresión es que Egoyan habría necesitado 30 o 50 minutos más para narrar las historias de estos personajes; especialmente, para desarrollar el drama familiar de Ani, Raffi y Celia.

Sin embargo, la debilidad del guión es superada por las excelentes actuaciones. Elias Kotea destaca en su personaje de un homosexual turco-canadiense que consigue un rol protagónico en la película de Sayoran. Sin aspavientos, Kotea demuestra una enorme capacidad para comunicar sentimientos, dotando a su personaje de muchos matices. El debutante David Alpay también logra una actuación sobresaliente en el rol de Raffi, un joven que descubre la subjetividad de la verdad y las trampas de la memoria, mientras busca su identidad en medio del conflicto entre su casi perfecta madre y su problemática hermanastra.



















Ararat. Dirección: Atom Egoyan. Guión: Atom Egoyan. Montaje: Susan Shipton. Fotografía: Paul Sarossy. Dirección de Arte: Katleen Climie. Sonido: Steve Munro y Ross Redfern. Música: Mychael Danna. Intérpretes: David Alpay, Elias Kotea, Arsinée Khanjian, Christopher Plumier, Marie-Josée Croze, Charles Aznavour, Simon Abkarian, Lousnak, Raoul Bhaneja, Brent Caver, Eric Boghasian. Duración: 115 min. Canadá, 2002.


Menú

|| Información |Contacto |Archivo ||


Copyright © 2003-2006 zonamoebius.com

Prohibida la reproducción de cualquier parte de este sitio web sin permiso del editor
Todos los derechos reservados